miércoles, 11 de mayo de 2016

El amor en los tiempos de lluvia








Corren ríos menudos por la calle,
agua con torbellinos de hojas rotas. 
Un arce japonés se levanta, temblando
una canción de gotas por sus ramas,
y me paro en la brisa para ver
el arcear del arce, la esencia de las cosas
mojadas y despiertas.
Un mismo amor recorre los caminos:
Es la lluvia de siempre, pero yo soy distinta. 


Rocío Arana




Zerno Roli



Está cayendo ahora mismo 
una lluvia fina, mansa, sobre la plaza. 
Es una lluvia a la que no le ves 
la mala intención por ninguna parte, 
todo lo contrario, se diría que busca tu amistad, 
que te dice, no tengo más remedio 
que mojarte un poco, 
va en mi condición,
pero me gustaría que nos llevásemos bien.
Ya sé que esto puede parecer una locura,
ponerle no solo voz sino sentimientos a la lluvia, 
pero a mí es lo que me sugiere 
su presencia ahora mismo,
mientras la veo caer suave 
entre las farolas hacia el empedrado, 
y resbalar por mi rostro reflejado en el cristal.


Karmelo Iribarren 





13 comentarios:

maite lorenzo molina dijo...

Buen título para estos tiempos primaverales que tenemos.
Me recuerda el libro de García Márquez, un libro que me encantó a pesar
que tuve que analizarlo sintácticamente todo entero...

Me gustan mucho los dos poemas. Son perfectos.
Gracias, Rosa.

Besos bajo una delicada u sutil lluvía de primavera.

Crónicas vienesas dijo...

A mí siempre me gustó la lluvia hasta que llegué aquí, que no es que llueva tanto, pero el gris lo llevo ya muy mal.
Besos, Rosa.

Amapola Azzul dijo...

Una lluvia así podría ser una maravilla igual que el poema. Besos.

TORO SALVAJE dijo...

Mira que es bonita la lluvia.
Y si hay truenos y relámpagos entonces es de matrícula de honor.

Besos.

Rosa dijo...

:)

"El amor en los tiempos del cólera" ¿analizado sintácticamente entero?
Qué paciencia ...

Rocío te gustará y a Karmelo ya le conoces, te dejo otro poema suyo ...
aquí no para de llover ...

Alguien
debería decírselo
a la lluvia,
para que descanse
un poco:

«El vuelo de los pájaros
es una escritura
invisible,
no se puede borrar».

Un beso, Maite, también bajo una lluvia sutil y delicada :)

Rosa dijo...

También tengo ganas de ver el sol, no es lo habitual, pero llevamos dos meses de lluvia continua. Entiendo muy bien lo que dices del gris; cuando vivía en Asturias, casi todos los días eran grises, comencé a darme cuenta del sol de León.

Un beso, Celia.

Rosa dijo...

Sí, ¿verdad? :)
La lluvia me gusta mucho, pero estos dos últimos meses nos visita continuamente, no para ...

Un beso, linda.
Buen fin de semana :)

Rosa dijo...

Todavía recuerdo tu último poema sobre la lluvia ... ¿ves?, ahora no lo tengo aquí, pues iré al blog ...

Es cierto, de matrícula de honor :)

Un beso, Toro.

Princesa Nadie dijo...

Pura poesía...hoy me llega al alma
Besos

Rosa dijo...

Me alegro, querida Princesa.

Un beso.

Ilduara dijo...

La lluvia es un poema sobre la piel.

Rosa dijo...


:)
Y tu comentario otro poema.
Gracias.

Un beso, Ilduara.

PENELOPE-GELU dijo...

Buenas noches, Rosa:

No me gustan las tormentas. Aunque no como antes, pero me asustan bastante.
Estupendos los dos poemas. Me ha encantado en el de Karmelo Iribarren la personificación de la lluvia y sus sentimientos. Es cierto, cuando es así, como la de la fotografía, no se le ve ‘la mala intención por ninguna parte’. Y dentro de un lugar climatizado menos.

Abrazos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...