viernes, 6 de marzo de 2015

Últimas nieves ... un no sé qué que quedan balbuciendo...





 
Y todos cuantos vagan,
de ti me van mil gracias refiriendo.
Y todos más me llagan,
y déjame muriendo
un no sé qué que quedan balbuciendo.
 
San Juan de la Cruz


“Sabio es quien monotoniza la existencia, puesto que entonces cada pequeño incidente tiene un privilegio de maravilla”.

Fernando Pessoa

 
 

Música pura poesía... 
 

La nieve nos espanta.
Nos acerca con distante fervor a la belleza.
Nos humilla con su luz seca y grave.
Y nos seduce
porque ella fue la que inventó el misterio
—el que en su centro, imperturbable, calla—.
 
Piedad Bonnett
 


Leyendo. Pablo Gallo

 
 
  "... hay alguien que, al mirarlas, hace eternas
las cosas que ahora vivo".
 
Gabriel Insausti



Rafal Olbinski


Le preguntaron a Borges: ¿para qué sirve la poesía? Y él respondió: “¿y para qué sirven los amaneceres?”. Es "un no sé qué que quedan balbuciendo"... como nos dejó escrito mi  admirado san Juan de la Cruz...
 
Y sirve, además,

 "Para expresar asombros y nochuras. Enterrar la muerte. Inventar la vida. Abrirle los postigos a la noche. Cerrar los ojos a la luna. Dar con el árbol del primer camino. Con la vereda que nos vio salir. Tomarle el pulso al hambre. Saber del diapasón del pobre. De las creencias de Dios y sus costumbres. De los rituales del viento y sus cofrades. De la imagen horrenda del futuro. De la luciérnaga y su antiguo enigma. Saber de la escritura de las piedras. De la alta transparencia de los mudos. Del colosal silencio de los grillos. Para tantearle a los sueños sus luceros. Conocer las entrañas de las hojas. El corazón del bosque y sus vitrales. El páramo, sus cuitas y plegarias. Desenterrar el misterio de la rosa. Ahuyentar la sombra y sus reveses. Escapar del ladrido de la calle. Del hosco muñón del peregrino. Del puñal que en la acera nos espera. O del barco que acecha nuestras costas. Dar con el ámbar del primer arroyo. Traspapelar la terquedad del lunes. Aullar juntos delante de los cielos. Para escucharle al pobre su alarido. Compartir esperanzas con el árbol. Esperar a que baile el arco iris ..."
 
“Si hay una cosa de contornos indefinidos, de definición imposible, es la poesía. Sin embargo, es instantáneamente reconocible porque es comunicación al estado puro, libertad absoluta de lenguaje, lugar donde se confunden lo real, lo posible y lo necesario. La poesía acompaña a la humanidad desde la noche de los tiempos. Es practicada y apreciada en todas las edades, en todos los contextos culturales. Mientras ilustra la vida y la historia de los pueblos y se nutre de las modas y preocupaciones del momento, aporta en sí un elemento universal más allá de las fronteras de tiempo y de espacio. Así podemos sentir una emoción inmensa al escuchar un poema escrito en otras latitudes de las que ignoramos todo pero que refleja sin embargo la humanidad de nuestra propia existencia... Que se abran las puertas a este supremo y esencial arte. Puesto que amar la poesía nos ayuda a amar a los otros”.  (Koïchiro Matsuura).
 
 
Si queréis leer un magnífico ensayo sobre la poesía ...
Y sobre "Poesía y posmodernidad". 

¡Gracias a todos los poetas, y a quienes divulgan la poesía. Millones y millones!
Poesía, sois vosotros...



 
 

6 comentarios:

Ars Vitae dijo...

Me encanta el post, y porsupuesto que leeré los artículos que propones.
¡Buen fin de semana!

Amapola Azzul dijo...

Besos, Rosa, gracias por tu visita y buen finde¡¡

Rosa dijo...

Me alegro de que te guste, Ars.

Son pequeños ensayos, te encantarán...

Buen fin de semana para ti también, querida amiga.

Un beso.

Rosa dijo...

¡Hola Amapola!

¡Buen fin de semana para ti también!

Un beso, linda Amapola.

TORO SALVAJE dijo...

A mí me sirve para no saltar por la ventana.

Besos.

Rosa dijo...

Bueno, vale, pero Toro, ni se te ocurra lo de saltar, eh... si te salva, ¡bienvenida poesía! Creo que hace una gran labor contigo, se intuye, por eso es tan valiosa.

Eres un gran poeta, Toro, y honesto, y buena persona, además,
así que ¡ni se te ocurra! Sé positivo, mírate bien y no te rindas nunca. Me apena mucho cuando lo dices o se intuye.

Voy a llamar a Talía, la musa del buen humor, que tienes, por otra parte, a raudales...¡no seas bobo!

Besos, Toro. Y ya no te vuelvo a hacer más la pelota (es broma)...
¿Nunca has publicado nada? Así mis alumnos comprenderían el porqué en mitad de la clase, o de un examen, se me salta la risa, se quedan mirándome "mosqueados" (sobre todo en examen, jeje)... les leería algunos de los poemas y comprenderían... ¿cómo se lo puedo explicar sin un poemario tangible? Les encantaría, segurísimo... lo comprenderían inmediatamente...


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...