martes, 29 de diciembre de 2015

Certidumbre que quema






Hasta el más miserable y más sin nada
conoce la belleza,
sabe qué es
y sabe dónde puede ir a buscarla:
en sí mismo; en el mundo.

No es posible vivir ni un solo día
sin intuir su rostro ni soñarlo,
sin que lo divisemos a lo lejos
o sin que caigan en las cercanías
de nuestra adversidad
unas pocas migajas de su gracia.

Pero hay un grado más de la hermosura,
un más allá de ella,
belleza viva que es verdad que salva.
Nada o poco supimos
de que existiera ni de que pudiera
ser nuestra alguna vez.

Y acaso ahora, justo en este instante,
surge en el propio centro de tu vida.
Arrasará de golpe
lo que hayas sido: el indigente aquel
que hasta aquí la ignoraba.

Sólo con respirarla en ocasiones,
aunque no se te entregue plenamente
desde un principio o nunca,
transformará del todo tu existir.

La hermosura que digo
es cegadora luz,
certidumbre que quema.
Quien la vio aun de soslayo o la padece
por ella vive.

Eloy Sánchez Rosillo









8 comentarios:

Ilduara dijo...

Anhelamos la belleza, soñamos con hacerla nuestra y descansa ante nuestros ojos cuando deseamos asirla en un gesto, una actitud o la mirada de aquel que amamos.

Rosa dijo...

Sí :))

Un beso.

Anónimo dijo...

Hermoso poema... bella música. Regocijo para el alma.
Por si no puedo visitarte mañana, te deseo de todo corazón un Feliz Año Nuevo para ti y toda tu famila. Besos
Maite Lorenzo Molina

Rosa dijo...

Este poeta me llega mucho, es sencillo y hondo.
La banda también me encanta.

Igualmente lo deseo para ti y tu familia.

Muchos besos, querida Maite.

El collar de Hampstead dijo...

: )
Hermoso todo.

Amapola Azzul dijo...

Bellísimo.
Bs.

Rosa dijo...

Me alegro de que te guste, Carmen.

Un beso :)

Rosa dijo...

:)
Un beso, linda, y grande :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...