domingo, 31 de marzo de 2013

¡Feliz Pascua!

 
 
Archivo: Raffaello Sanzio Auferstehung Christi Sao Paulo.jpg
La Resurrección de Cristo. Rafael Sanzio

 
 

 
 
¡Feliz Pascua de Resurrección!
 
 
 

jueves, 21 de marzo de 2013

Dulces momentos

 
 
Un corazón agradecido. Morgan Weistling

 
Tazón de avena por Morgan Weistling por Morgan Weistling
Tazón de avena. Morgan Weistling

 



Tiempo de gachas. George Adolphus Storey
  
 
 Muchacha  a la mesa del desayuno. Johann Baptist Reiter


 


 
En la cocina - Divertimento nº 11 (Molto Allegro) - W. A. Mozart   
 

 
 

 

lunes, 18 de marzo de 2013

Y se quedarán los pájaros cantando...







Y yo me iré. Y se quedarán los pájaros cantando;
y se quedará mi huerto con su verde árbol,
y con su pozo blanco.

Todas las tardes el cielo será azul y plácido;
y tocarán, como esta tarde están tocando,
las campanas del campanario.

Se morirán aquellos que me amaron;
y el pueblo se hará nuevo cada año;
y en el rincón de aquel mi huerto florido y encalado,
mi espíritu errará, nostálgico.

Y yo me iré; y estaré solo, sin hogar, sin árbol
verde, sin pozo blanco,
sin cielo azul y plácido...
Y se quedarán los pájaros cantando.


Juan Ramón Jiménez, Viaje definitivo


  






lunes, 11 de marzo de 2013

Canción tonta


 


Howard Chandler Christy. La princesa


Mamá
Yo quiero ser de plata.
-Hijo,
tendrás mucho frío.
-Mamá.
Yo quiero ser de agua.
-Hijo. tendrás mucho frío.
-Mamá.
Bórdame en tu almohada.
- ¿Eso sí!
¡Ahora mismo!


Federico García Lorca



Madre e hijo. Pablo Picasso



 

sábado, 9 de marzo de 2013

Tiempo de oricios





Limpiar los oricios o erizos de mar no es nada difícil y, con algo de cuidado, no conlleva riegos de pinchazos.

A la hora de limpiarlos, debemos hacerlo encima de un bol amplio. Cogemos uno y le colocamos con la boca hacia arriba. Le practicamos una incisión con la punta de un cuchillo o unas tijeras de cocina. En este paso te darás cuenta de que el caparazón del erizo para nada es duro, más bien al contrario, es algo frágil.

Vertemos sus jugos en el bol y recortamos la boca del erizo. Esta parte la descartamos y sacamos la carne rojiza del interior, que son las gónadas u órganos sexuales del erizo de mar, a un bol limpio. Desechamos todo lo demás.

En este paso, si vamos a usar los caparazones de los erizos para rellenarlos, tendremos que recortar algo más la zona del hueco. Una vez agrandado, lavamos bien por dentro y dejamos escurrir boca abajo.

Una vez tengamos todos los erizos limpios, su jugo pasado por un colador o chino, y la carne limpia, ya podemos decidir en qué receta usar la carne del erizo, ya sea en crudo o bien en elaboraciones como cremas, sopas, carpaccios, pudines, etc.






¡Exquisito!

El pescadero me ha enseñado una nueva receta, muy fácil: se añade un poco de sal en la boca de los oricios. Tres minutos en el microondas y ¡listos!

¡Deliciosos!



 


domingo, 3 de marzo de 2013

Gatos

 
 
Su mejor amigo. Emile Munier
 
 

Niña con dos gatos. Albert Anker


 

 
 
 
 

 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...